Las mesas TPH incluyen una estructura superior y una balda, creando así el puesto de trabajo más solicitado en un sólo conjunto.

La serie TPH tiene su propia gama de accesorios que cubren cualquier necesidad desde lo más básico al puesto más profesional.

La altura de los puestos TPH es ajustable entre 650 y 900 mm, lo que lo convierte en un puesto ideal para trabajar tanto de pie como sentados. La altura de la balda es también ajustable entre 1080 y 1550 mm. La capacidad de carga para este tipo de mesas es de 300 Kg en el tablero y de 50Kg en la balda.

Ver catálogo de mobiliario